domingo, 16 de octubre de 2011

EL REINO FUNGI EN MICHOACÁN, alta diversidad de hongos

La alta diversidad de hongos silvestres en una pequeña porción de la región oriente de Michoacán, ha despertado la curiosidad de muchas personas.
Durante el mes de agosto en el municipio de Senguio se realiza la feria del hongo, un evento que durante tres días da a conocer la importancia de estos pequeños gigantes de la vida y la salud, lema distintivo de la feria de  los Hongos en el estado de Michoacán.

Este año se identificaron 225 variedades de hongos en el municipio de Senguio y Angangueo. La falta de documentos de carácter divulgativo me motivaron a escribir algo de información sobre los hongos.

Los hongos son seres vivos que pertenecen a un reino independiente de las plantas llamado Fungi. Los hongos no tienen clorofila, por lo tanto, no pueden realizar la fotosíntesis, proceso químico mediante el cual las plantas producen su propio alimento,  por esta razón los hongos tienen que depender forzosamente de otros organismos para alimentarse. De acuerdo a cómo se alimenten ellos actúan como saprotrofos, parásitos y micorrizas.

Los saprotrofos viven de la materia orgánica muerta, como son madera, tejido inerte de árboles vivos, estiércol y pequeñas hojas.

Los parásitos atacan plantas o animales vivos.

Las micorrizas son hongos que forman una relación simbiótica entre un hongo y las raíces de una planta obteniendo un beneficio mutuo, en este caso la planta recibe de los hongos nutrientes, minerales y agua y el hongo obtiene de la planta hidratos de carbono y vitaminas. Otros hongos simbiontes son por ejemplo los líquenes (asociación de hongo y alga).
Existen hongos macroscópicos y microscópicos, los hongos que conocemos típicamente que crecen en la tierra entre la hojarasca, sobre madera, estiércol o insectos, son hongos macroscópicos y lo que nosotros vemos viene siendo el fruto del hongo que contiene la unidad reproductiva que son las esporas. Los hongos microscópicos suelen medir menos de 1 milímetro1; las levaduras, royas y tizones pertenecen a estos hongos.

Los hongos desempeñan un papel fundamental dentro de los ecosistemas forestales como desintegradores de la materia orgánica, proporcionan ayuda a los árboles en la absorción de nutrientes del suelo, además de protegerlos contra organismos patógenos, aceleran el crecimiento más rápido de algunas plantas. Algunos hongos son causantes de pérdidas de madera (Gilberston y Ryvarden, 1986). 

Es importante considerar que son una alternativa dentro de nuestra alimentación porque son una fuente importante de proteína, carbohidratos, y minerales con bajos niveles de grasa. También desde tiempos prehispánicos son usados por los indígenas con fines mágicos-religiosos (Herrera y Guzmán, 1962). Además en su composición química están presentes diversas toxinas, antibióticos útiles en el campo de la medicina y en la industria (Cifuentes et al. 1993), otras especies son productoras de colorantes orgánicos que se pueden usar en alimentos, medicamentos, cosméticos y en la industria textil (cedano et al., 2001).
Gracias a fundación produce en la región oriente de Michoacán se realizó una investigación a cargo de la bióloga Horalia Díaz-Barriga Vega para realizar un estudio de forma detallada de los hongos silvestres de esta zona, a través de esta investigación se identificaron hongos comestibles, hongos medicinales, venenosos y tóxicos.
En esta edición quiero enfatizar en las 115 especies que fueron identificadas como comestibles dentro de la muestra de 225 especies encontradas dentro de los municipios de Senguio y Angangueo.
Durante el evento de exposición en la feria del hongo pudimos ver la diversidad de estos pequeños gigantes con sus diferentes formas, tamaños, texturas, aromas y colores. Cada especie fue presentada con su clasificación dentro del reino, su nombre científico, nombre común y origen.  
La exposición no quedó en su sola presentación sino también en su degustación. La gente de la comunidad ofreció diversos platillos hechos a base de de hongos silvestres y hongos cultivados; por mencionarles algunos estuvieron la tinga de zeta, el hongo huitlacoche, ceviche de patita de pájaro, tecomate en salsa roja, champiñón con rajas, shiitake en mole (hongo tradicional de la cultura japonesa que es muy valorado por su sabor y sus propiedades medicinales), trompeta a la pibil, trompeta en pipián, tecomate a la mexicana, zeta al pastor, ensalada de champiñón, trompeta en chipotle etc.
Alterna a la exposición se presentaron varias actividades culturales como conferencias impartidas por investigadores de distintas Universidades de prestigio, talleres para niños y visitas guiadas al centro turístico ejidal Senguio.
Otra de las intenciones de este foro de promoción al consumo de los hongos fue dar a conocer las medidas de conservación, entre las recomendaciones están evitar la destrucción de los bosques y tener una vigilancia estricta de su recolección.
Espero después de haber leído este articulo hayan considerado el valor de los hongos con un potencial de beneficio tanto para nuestra salud como para nuestro medio ambiente, reconociendo asimismo el privilegio de contar con una alta diversidad en nuestro estado. Agradezco a Carlos Sandoval Sánchez presidente del patronato de la feria del hongo por todas sus atenciones.
Gisel Gómez Cendejas.
Fotografías: Gisel Gómez Cendejas
Bibliografía:
- Barriga Vega-Horalia Díaz
Hongos Macromicetos comestibles, medicinales, y destructores de la madera de la Reserva de la Biósfera de la Mariposa Monarca, Sierra Chincua, Michoacán México.
1ª edición
Fundación produce, Michoacán A.C.





No hay comentarios:

Publicar un comentario